La vida en Belice a través del lente

Belice
diciembre 2018

Belice se ha convertido en el hogar para muchas familias y sus hijos que intentan escapar de la violencia y la pobreza en diferentes países de América Central. En noviembre del 2018, ACNUR (Alto Comisión de las Naciones Unidas para los Refugiados) prestó cámaras a 20 niños entre las edades de 6 a 10 años, con el propósito de que ellos documentaran sus vidas. Cada niño escogió su foto favorita para una exhibición. Aquí presentamos algunas de ellas.

Flores por Maxwell, 9 años

Estas flores crecen fuera de nuestra casa. Mi abuela las siembra porque le gustan las flores. A mí también me gustan las flores porque son lindas y crecen en muchos colores diferentes: azul, morado, rojo y rosa. Y las flores dan frutos. Algunas flores crecen en el río y cuando las flores se han ido, usamos la fruta para hacer jugo. Mi abuela siembra muchas flores distintas que pueden ser usadas como medicina. Hay algunas que tienes que mascar para el dolor de barriga y usar chichipince para las cortadas. Yo tuve una cortada grande en mi pie y mi abuela usó chichipince y se mejoró.

El cielo de la tarde por Laureani, 10 años

Este es el cielo alrededor de las cinco de la tarde. Tomé esta foto porque me gusta el cielo, es hermoso. Cuando miro al cielo, me siento bien, no sé por qué. De donde vengo el cielo no es así, tenemos más nubes aquí en Belice.

El árbol de aguacate por Max, 8 años

Le tomé una foto a este árbol porque es hermoso. Me gustan los árboles porque son muy altos y nos dan frutos para comer. Éste es un árbol de aguacate. Nos pertenece. La temporada de aguacates acaba de terminar. Mi madre lo cuida.

Hemos estado aquí por tres años. Mi papá es trabajador en la agricultura y de vez en cuando trabaja en la construcción. Tuvimos que dejar nuestro país porque las gangas estaban matando a las personas y tirando sus cuerpos dondequiera; a ellos no les importa. Mi primo salió una noche y fue atacado y allí lo mataron. Ese fue el momento cuando decidimos venir aquí, pero tenemos familia allá. Yo no quiero volver, hay demasiados muertos allá.

Colibrí por Jocelyn, 10 añosMe gusta esta foto. Es en una tienda. Me gustan los pájaros, hay pájaros por todas partes por mi casa y me gusta verlos. Teníamos pájaros alrededor de mi casa en mi país. Vivíamos en el bosque. Nos mudamos aquí para estar con mi abuela. Me gusta Belice, hay más cosas y más casas a nuestro alrededor, pero sí extraño a mis amigos.

Flor de Jamaica por Angela, 10 años

Esta planta crece fuera de la casa de mi tía. Tomé una foto porque las ramas son rosadas y me gustan las flores. Es hermoso. Mi tía hace jugo con ella y me gusta el jugo.

El muelle por Pedro, 10 años

Esta es una foto de donde se detienen los barcos. Nunca he estado en ese lugar, pero sé lo que pasa. Los botes se detienen allí y la gente salta y nada. Hay una palma de coco en la imagen. Eso lo hace aún más hermoso. Me recuerda cuando viajamos a una isla cuando era muy pequeño. Paramos en un lugar como éste y vivimos en esa isla durante dos meses. Era una isla grande. La gente pescaba, jugaba y veía criaturas en la arena. He visitado el mar una vez desde entonces, cuando mi familia tuvo que arreglar algunos papeles. Después de visitar una oficina, tomamos un bote. Fue genial, me encantaría volver.

La primera vez que dejamos mi país fue por la matanza de personas y no era seguro. Fuimos a esa isla. Pero volvimos a mi país. Entonces mi papá no estaba recibiendo sueldo por su trabajo y salimos por segunda vez para ver si podía conseguir mejor paga. Vinimos aquí y mi mamá y mi papá son trabajadores de la agricultura. Su trabajo es envenenar la yerba para que no crezca. También, cortan las frutas. Me gusta aquí. Es un buen sitio y las personas son amigables. Me gusta la escuela, aunque no tengo los materiales necesarios como crayolas y papel. Así que a veces no voy.

El pollo de Jonathon
El pollo de Jonathan, 10 años

Me gusta esta imagen. Es bonito. El pollo es bonito: blanco y coloreado y tímido. No es mi pollo. Le pregunté al propietario si podía tomar una foto y él estuvo de acuerdo. No criamos pollos. Ojalá lo hiciéramos.

Vivíamos en un pueblo. Era difícil encontrar trabajo allí.  Mi papá intentó vender cosas y mi mamá en ayudarlo. Dejamos mi país porque es peligroso. Ellos mataron dos personas y las dejaron detrás de nuestra casa. Pienso que era una señal de que querían matarnos a nosotros también. Ellos mataban y mataban. Salimos ese mismo día. Sólo llevamos alguna ropa. Después de un viaje largo por autobús, caminamos cuatro horas hacia la frontera. Mis padres cargaron a mis hermanos. Tenía miedo de que algo nos pasara. Cuando cruzamos la frontera, pagamos otro viaje en carro. Nosotros no pedimos asilo.

Me gusta aquí. Es mucho mejor que vivir en el pueblo. No hay disparos. Mi papá trabaja en la agricultura. Rentamos una casa y yo duermo con mis hermanos. Me gusta. Me quiero quedar porque es un lugar bueno.

El juguete por Tomás, 6 años

Mi mamá me llevó a la tienda. Caminaba en la tienda en el momento en que vi este juguete, me encantó, pero no pudimos comprarlo porque no teníamos el dinero, así que todavía está en la tienda.